¿Necesitamos traductores certificados?

Digamos que se trata de un papeleo importante entre dos idiomas (un certificado de nacimiento de un país diferente, tal vez) y de repente el hombre al otro lado del escritorio dice: “Este documento tiene que ser traducido por un traductor certificado”. ¿A qué te dedicas entonces? Bueno, en primer lugar, que no cunda el pánico. Es importante entender que en ciertas situaciones es necesario que una traducción sea realizada por un profesional especializado en ese campo, ya que el documento tiene ramificaciones legales y, en muchos casos, afectará seriamente su futuro. En pocas palabras, un traductor certificado es una persona que está capacitada para tales actividades. La ha estudiado como profesión durante varios años y se ha especializado en asuntos legales. Entonces y sólo entonces es capaz de traducir un documento legal… Además, una vez finalizado el trabajo, el traductor lo firma, lo sella y certifica que se trata de una traducción fiel. Dado que el traductor está certificado, está registrado y, por lo tanto, la firma se coteja con la que figura en el expediente. Este procedimiento se utiliza para proporcionar un respaldo legal a la seguridad, ya que las traducciones de documentos públicos no pueden emitirse al azar y la organización profesional de traductores certificados es responsable de verificar que nuestros documentos sean ratificados como documentos públicos.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No hay votaciones)
Cargando…